Restaurante Lagar da Mesquita: cocina mediterránea en estado puro





¡Eureka! Esa era la palabra que reflejaba nuestra sensación al salir del restaurante Lagar da Mesquita. La expresión era la adecuada, porque, tal y como la usó Arquímedes, demostraba que habíamos descubierto algo, pero sobre todo que el hallazgo nos encantaba. Aquel lugar era más que un restaurante y lo condensaba todo; todo lo que se puede buscar cuando sales a comer: un sitio con historia y tradición, una sorprendente decoración, un ambiente agradable, un servicio impecable y una comida exquisita, auténtica y cuidada. Aquel almuerzo nos brindó un pequeño huerto de colores en nuestros platos, un bocado a la primavera, cargado de refrescantes sabores y de múltiples matices. Después de aquello, sólo nos queda volver y volver.

Al Algarve con niños





¿Sabes la cantidad de experiencias que puedes vivir con tus hijos en el Algarve? Esta región es un destino familiar con muchas y diferentes opciones para que los pequeños se diviertan junto a los grandes. Parques acuáticos y de atracciones, zoológicos, centros de ciencia divertida, karting, minigolf, tirolina, paseos en barco, kayaks, senderos, museos... Te enumeramos las preferencias con nuestros hijos, experiencias y lugares que te recomendamos si vienes al Algarve con niños.

Mercadinho de Cacela Velha



En la ciudad más antigua del Sotavento algarvio, la anciana Quastalla, lo que hoy es Cacela Velha y antaño fue una de las ciudades más importante del Al-Andalus, se ha convertido en costumbre celebrar el paso de las estaciones con una gran mercadillo. Rememorando su pasado árabe, esta pequeña aldea se transforma en un ‘zoco’ mui sui generis, único. Cacela Velha tiene unas características geográficas y urbanas que desde luego le otorgan un carácter muy especial. Y si ya es un lugar embaucador cualquier día del año, cuando se celebra su mercadillo, entonces se hace irresistible.

Primavera con gusto en las cocinas de Odeleite




¿A quien no le gusta la primavera? La nueva estación no sólo extiende una amplia moqueta de flores y de verdor por el campo, sino que además llega cargada de sabores. En Odeleite, esa pintoresca aldea de Castro Marim, no sólo anuncian el cambio estacional los pasteles de Cuaresma; las cocinas de sus restaurantes huelen a guisos de grão, gallina y peces de río. Empieza la ruta Primavera com Gostos, un paseo gastronómico del 21 de marzo al 5 de abril por las recetas más auténticas y tradicionales del Guadiana algarvio.




El año pasado estrenamos la primera edición de Primavera con Gostos en Casa Merca, fue allí donde descubrimos la famosa y sabrosa sopa de fidéus y, este año, no hemos querido dejar de ser los primeros. Así que el 21 de marzo ya estábamos a la hora de comer en Odeleite, decidiendo con que restaurantes abríamos esta segunda edición de un evento rico y entrañable. Una cita que te lleva no sólo a conocer las costumbres gastronómicas y las especialidades gastronómicas del Algarve rural, sino también a conectar con sus gentes.


Los restaurantes participantes son: Casa Merca (cierra domingo), Bela Vista y Camponês en la misma aldea de Odeleite,  Alberto's en Alcaria y Os Arcos en Foz de Odeleite (cerrado del 26 de marzo al 2 de abril). 

                      

Aunque cada restaurante tiene su menú propio para este acontecimientos con varios platos que ofrecer, como denominador común sobresale la açorda de galinha, la caldereta de peces de río, el ensopado de ánguilas, el cocido y el borrego. En el apartado de postres triunfa la torta de amêndoa, aunque también hay otras propuestas muy golosas.


Bela Vista tiene en su menú: entrecosto como migas, açorda de galinha, ensopado de cabrito y ensopado de enguias. Completa la propuesta enchidos y queso como entradas y tarta de almendras y de algarroba.

Borrego
O Camponès ofrece como entradas enchidos, queso, ensalada de pulpo y oreja de cerdo con culantro y ajo. De platos principales jabalí a la camponesa, bacalao con pimientos, asado y patata a murro, borrego de la casa, ensopado de ánguilas y ensopado de borrego. Para el final tarta de almendra y pudim.

Bacalao con pimientos
En Merca sigue su sopa de fidéus, a la que une el cocido a la portuguesa y la sopa de tomate con peces del río. De sobremesa dulce de almendra con miel y algarroba. 

Sopa de Fidéus
Y en Os Arcos, junto al Guadiana, tienes una amplia oferta con habas a la montañera, guiso de ánguilas, bacalao na Telha, açorda con peces del río y conejos. Termina el menú con migas dulce con almendras y tres sabores de Foz de Odeleite. 

Conejo
En todos ellos hemos comido siempre bien, muy bien, pero había que decidirse por alguno para empezar y lo hicimos por Albertos, un modesto café en una pintoresca aldea en medio del campo en su momento más sublime.




El menú que propone la familia Albertos para esta ocasión es queso, aceitunas y jamón de entrada; como plato principal Açorda de Galinha, Cozido de Grão, Borrego no forno y caldereta de peces del río.


Empezamos con un delicioso queso fresco, el queso de Juan, un cabrero de Foz de Odeleite que posiblemente haga el mejor de toda la zona. Tan rico estaba que acabamos con tres quesos, acompañado por el pan casero.

                 

Para sorpresa de los seis comensales, en poco tiempo teníamos dos grandes cazuelas con cocido y açorda de gallina.


El cocido con los garbanzos, la col y un contundente acompañamiento de carne de cerdo (tocino, jamón, manitas, oreja...). 


El protagonista de la otra gran cazuela, la açorda, era el pollo guisado en un sabroso caldo con rebanadas de pan migado, garbanzos, culantro, tomate y ajo frito. Aquello nos supo a gloria en un día, donde el color gris del cielo invitaba a guisos calientes como aquel.

Si una imagen vale más que mil palabras, el aspecto de la cazuela da cuenta de lo rico que estaba todo. 
Comimos como reyes en cantidad y calidad, pero aún así hicimos un hueco para la tarta de almendra y el café. Un dulce crujiente y tostado por fuera, relleno por una crema casi liquida de almendras, una delicia de la pastelería Bolinha de Vila Real de Santo António, que sirve a este restaurante. 

No acabo aquí el banquete, el dueño, simpático, charlatán y amable, nos hizo más dulce todavía el final con el regalo de una copa de amarginha y un paquete de flor de sal de Castro Marim. 

Abandonamos Alcaria y Alberto's con un buen sabor de boca, no sólo por aquella rica comida casera, por un almuerzo cordial entre amigos, sino también por el ambiente entrañable que propicio confidencias con nuestro anfitrión y los lugareños. ¡Fue un GUSTO conocerles!





Grelhados, el aroma del Algarve




Uno de los aromas del Algarve es el de ‘grelhado’,  ese olor a barbacoa que evoca a los buenos momentos del verano junto al mar y que incita al apetito, sea cual sea la hora del día. En el país vecino hay auténticos master chefs en la parrilla, expertos asadores que consiguen que el pescado y la carne, sobre todo ese pollo tan jugoso de Guía asado sobre el carbón, adquieran un punto único. Para más inri, y en una exaltación a la gula, nuestros vecinos convierten muchas de estas lumbres en ‘Rodizios’,  restaurantes que retan al comensal a comer, por un precio fijo, todo el pescado o carne a su antojo; un paraíso de la glotonería.  Hoy nos damos un suculento paseo por estos rodizios y parrillas algarvias, ¡qué bien y rico huele!



Los rodizios son una seña de identidad de la gastronomía portuguesa y, aunque los tengas de carnes y de pescados, en el Algarve predominan sobre todo los segundos. Las parrillas se cubren con sardinas, carapaus, sargos, salmón, lulas, pescaditos pequeños y sabrosos de la ría, lubina, chocos…Realmente, cuando te sientas no sabes lo que vas a comer, la oferta varía según la pesca del día y la temporada, lo único seguro son dos cosas:  saciarás las ganas de ‘peixe’ y la cartera no lo notará, porque los precios no sobrepasan los 10 o 15 euros por persona.


-ROTA DO PEIXE (VILA NOVA DE CACELA)

Nuestra ruta por los rodizios comienza en Vila Nova de Cacela, en la segunda entrada a a la playa de Manta Rota, larga vía que accede hasta la misma playa. Allí ha abierto sus puertas recientemente el restaurante Rota do Peixe. Un gran asador de pescados, que permite también encargo de pulpo, gambas u ostras al carbón, y que propone un menú de 15 euros, incluyendo bandejas de pescados, pan tostado con aceite, ensaladas, patatas aliñadas con aceite, ajo y culantro, bebida y postres. La materia prima es excelente y el servicio también acompaña.



Cuando hablamos de rodizios una ciudad emblemática donde es Tavira. Una fama adquirida, en principio, gracias a dos restaurantes: Três Palmeiras y Vela 2, al que sumamos nosotros Zé Maria, ‘O Rei dos Grelhados’.


-TRÊS PALMEIRAS (TAVIRA)

Três Palmeiras es un punto de peregrinación de turistas. Un local, recientemente renovado, muy cerca del Centro Comercial, junto a la gasolinera, en el que se forman grandes colas los fines de semana para comer pescado, pan con aceite, guarnición y alguna fruta de temporada que llega en una cesta.


-VELA 2 (TAVIRA)

El otro templo del rodizio es Vela 2. Un restaurante que abandono el antiguo y típico local cerca del mercado para trasladarse a la aldea de Santa Margarida, muy próxima a la entrada por la autovía en Tavira. El nuevo espacio, que parece una casa más del lugar, es más amplio, con terrazas, pero sigue conservando el rojo en su decoración y los objetos alusivos al Benfica. Si llegas un poco tarde, la espera es irremediable.


-ZÉ MARÍA (TAVIRA)

Muy cerca de la estación de tren de Tavira y del desvío hacia Santa Luzia, se esconde en una coqueta plazuela Zé María, más frecuentado por los tavirenses que por los turistas vecinos.  Este restaurante tiene el añadido de que a su oferta de pescado suma también otra de carne asada variada, ambas llegan con un rico pan regado con algo de piri piri y las correspondientes guarniciones. Y para hacer el trago más llevadero, el vino de la casa en jarra, con un sabor sorprendente a melocotón, es una buena opción. 


-CAFÉ DOS MESTRES Y CASA CORVO (FUSETA)

Siguiendo por la N-125 dirección a Faro, si vas tras el olor de los asados, entra y para en FusetaEn el mismo puerto, junto a los barcos, viendo mientras comes el desembarco de los pescadores, tienes dos grandes asadores: Café dos Mestres y Casa Corvo



No funcionan como rodizio, pero vas a comer a muy buen precio raciones grandes de pescados recién llegados del océano con patatas y ensaladas. El punto y final lo ponen ricos postres caseros. El precio medio es de 15 euros por persona.


Siguiendo el refrán, donde fueres haz lo que vieres, si aquí comen los marineros que desembarcan del puerto, será por algo.


-VAI E VOLTA (OLHÃO)

En nuestra ruta la siguiente parada llega en Olhão, pasando el Auditorio, toma la siguiente calle a la derecha y en el Largo do Gremio encuentras un sencillo restaurante Vai e Volta. Un rodizio a 9 euros, en el que merece la pena dejar hueco para un dulce de la casa.


Como no sólo de pescado vive el hombre habrá que dejar algún día para la carne. 



-SABORES DO CHURRASCO (FARO Y OLHÃO)

Los carnívoros encuentras un buen rodizio de carne en Olhão y en Faro, Sabores do Churrasco,  uno de ellos en  el Centro Comercial Forum Algarve. Es una franquicia con una oferta muy económica y rica. En su carta hay tres precios de rodizios dependiendo del número y tipos de carne que quieras probar. El precio medio es de 12,95 euros e incluye no sólo carne, sino también la posibilidad de servirte en un gran buffet ensaladas, acompañamientos de varias verduras, petiscos y platos tan ricos como el bacalao con natas o las migas alentejanas. 




-O AMÉRICO (FARO)

En la carretera N-125, a mitad de camino entre Olhão y Faro está uno de los rodizios más populares del sotavento, O Américo, el ‘rey del pescado asado’. El lugar es fácil de identificar por la cantidad de coches aparcados en el entorno. Te esperan doradas, jureles, besugos, salmón…todo fresco y a un precio de 10 euros por persona.


-ZÉ DO PEIXE ASSADO (ALBUFEIRA)

Zé do Peixe Assado, es el rodizio más conocido de Albufeira, en la entrada a la ciudad por la avenida que viene de la playa de Santa Eulalia. Entre numerosos restaurantes de comida rápida, pizzas, americanos, indios o japoneses, sobresale este restaurante donde no paran de salir bandejas repletas de pescados. 

  

-A GRELHA DO TI MANEL (ALBUFEIRA)

No muy lejos de Albufeira, junto a la playa de Galé, en la carretera de Vale de Rabelh oque va hacia la localidad de Guía , está el restaurante  A Grelha do Ti Manel . Apúntate rápido en su pizarra para no esperar mucho mesa en un local con gran afluencia, donde además de una extensa carta de ricos platos, puedes pedir un rodizio de gran calidad y una jarra de barro con un buen vino de la casa.


-RESTAURANTE RAMIRES (GUÍA)

Nuestro paseo llega a su fin en la 'Capital do Frango', en Guía. Aquí está la cuna del pollo que ha dado fama esta localidad algarvia en el mundo entero. El artífice de esta delicia gastronómica es el restaurante Ramires. Te vas a chupar los dedos con sus pequeños pollitos, que adquieren un color tostado lentamente en la barbacoa y llegan a la mesa regados con una salsa piri piri deliciosa. La receta, secreto de la casa. 


-ZÉ LEITEIRO (ARMAÇÃO DE PÊRA)

En una de las calles que parten desde la playa de los Pescadores de Armação de Pêra está la Casa de Pasto Zé Leiteiro. Local modesto, pero con excelentes pescados al carbón por un precio de 12,5 euros, sin incluir bebidas y postre.



-A BARRIGADA (LAGOS)

Y en el barlovento algarvio dos referencias en la ciudad de Lagos. El primero el restaurante A Barrigada, un chiringuito detrás de la marina, junto la playa, que merece la pena buscar. El precio es de 12,5 euros a modo rodizio, porque también puedes decantarte por las sugerencias de la carta, entre ellas los mariscos. 




-O ESCONDIDINHO (LAGOS)

El otro rodizio de Lagos también está escondido y fuera de las zonas más populares de la ciudad, de ahí su nombre O Escondidinho. Famoso por sus sardinas, lo encontrarás junto al cementerio. El precio del rodizio sin bebidas es de 11.5 euros.



Si hay algo que despierta el apetito es ese 'perfume' del Algarve, el aroma rico que fluye los mejores asados. Gosta? 




La primavera en Quinta do Marim




Una de las siete maravillas naturales de Portugal está en el Algarve: es la Ría Formosa y la calificación no es para menos. Es difícil encontrar un espacio tan especial en la península ibérica: una extensa barrera de arena entre el Atlántico y la costa de más de 60 kilómetros donde flotan islas únicas, auténticas, con una cierta personalidad caribeña. Aquí, ciertamente encuentras playas desiertas de suelo blanco y sedoso. La Ría conforma un Parque Natural protegido desde Cacela Velha hasta la península de Ancão, en Quinta do Lago, y el Centro de Interpretación de este espacio está ubicado en Quinta do Marim, a las afueras de Olhão, un lugar hermoso, ineludible en primavera.

Mercadillo en Vila Real de Santo Antonio





Sebastião José de Carvalho e Melo, más conocido como el Marqués de Pombal, no podría nunca llegar a imaginar, a pesar de que fuera una gran ilustrado y uno de los grandes estadistas de la historia portuguesa, que la ciudad que mandó construir en 1774 fuera el escenario de uno de los eventos sociales, comerciales y turísticos más populares de toda la frontera: la Feira de Velharias, o antigüedades de Vila Real de Santo António.  El mercadillo que se celebra el segundo y quinto sábado de cada mes.

La playa de Falesia, la más linda del Algarve





Cuando me preguntan cuál es la playa más bonita del Algarve siempre respondo “depende para qué”. Hay tantas playas y tantas calas realmente sublimes que es difícil poder decantarse por una sola. Cada una de ellas tiene un particular atractivo, un matiz distinto según la estación del año o la hora del día, e incluso utilidades diferentes: para enamorarte, para pasar el día en familia, para el deporte, para caminar, para esconderse, para sorprenderte, para una puesta de sol, para hacer nudismo, para bañarte…

Centro de Ciencia Viva en Tavira





Los que somos padres sabemos el hándicap que supone viajar con niños; cualquier viaje, cualquier escapada no vale a la hora de salir con ellos, siempre hay que darle un matiz interesante o buscar una aventura para entusiasmarlos con la salida. Y precisamente el Algarve tiene un abanico muy amplio de opciones para pasarlo en grande en familia. Unas de estas alternativas son los Centros de Ciencia Viva en Tavira, Faro y Lagos: espacios para divertirse, aprender mucho, sorprendernos y hasta hacer deporte. Sea cual sea tu edad, con niños o sin ellos, no debes de perderte esta aventura del saber.

Restaurante Dom Rodrigo en Castro Marim




No es lo mismo comer en un tren, que nos da la sensación de algo rápido y precocinado, que comer junto al tren, cuando lo haces en el restaurante Dom Rodrigo. Y digo junto al tren en el sentido literal de la expresión; prácticamente pegado a la vía.Aquí, mientras disfrutas de una cocina tradicional, esperas expectante, como si se tratara de un juego infantil, que empiece ese sonido vibrante y creciente que anuncia el paso del ferrocarril. Sin duda, es uno de los lugares más pintorescos para comer cerca de la frontera, donde los domingos acuden muchos de los aldeanos que habitan en las casas dispersas por esta zona rural de Castro Marim.

Vinos del Algarve



La inquietud creativa y el interés por promocionar la gastronomía de su tierra del chef Jorge Rodrigues del restaurante y wine bar ‘El Convento’ de Tavira, nos brindó una nueva oportunidad de catar los vinos del Algarve, algunos ya conocidos y apreciados,  y otros nuevos para nuestra paladar y también sorprendentes.