La taberna Cavaco de Odeleite





Pocos lugares son tan inspiradores como una taberna; o al menos así me lo parece, quizá porque la literatura me ha llevado a mitificar uno de los espacios más castizos de la Península Ibérica. Las tabernas son ese lugar de encuentro del pueblo, un refugio para muchos; un hogar para otros; una evasión para unos cuantos y un fuente de inspiración para algunos. Lo cierto es que, en los pueblos y aldeas, la 'instrahistoria' se gesta en sus tabernas, aquí está la fuente de conocimiento de su vida tradicional. Por eso, si tienes curiosidad sobre la identidad de los pueblos algarvios, los más cercanos al Guadiana, no puedes dejar de conocer la Taberna de Cavaco en Odeleite.

Los mejores planes de Navidad en el Algarve




Estamos en Adviento y eso significa que la Navidad está ya aquí, a la vuelta de la esquina. Y si no te lo crees, sal a dar un vuelta por las calles y centros comerciales del Algarve. En pocos días las familias algarvias comenzarán a montar su  tradicional Presépio, lo que nosotros conocemos con Nacimiento, y aquí también recibe el nombre de Altarinho, un particular homenaje al Niño Jesús, al que suben a un trono bajo un bonito paño artesanal, rodeado de naranjas, granadas, semillas de trigo, otros cereales y también hierbas aromáticas como romero o laurel. Es la imagen más auténtica de la Navidad algarvia que este año viene cargada de muchos y divertidos planes. 

Los mercados gourmet de Lisboa




En mi casa predomina el espíritu ibérico, así que para nosotros la capitalidad se comparte entre Madrid y Lisboa; eso significa que algunas veces al año hay que saltar a las dos grandes ciudades para ver lo que se cuece por allí. Y está claro que en estos últimos tiempos, en ambas, se ha impuesto la moda de los mercados gourmet. Lisboa es una ciudad deliciosa en todos los sentidos, pero ahora lo es especialmente en el terreno gastronómico; el Mercado de la Ribera y el del Campo de Ourique son un buen ejemplo de ello, dos de las visitas imprescindibles a la capital lusa.

El encanto de Querença





Aunque la mayoría lo desconozca en el Algarve también hay sierra y en ella precisamente se esconden algunas de las aldeas más bonitas y auténticas de toda la región. Ahora que se acerca el invierno nos toca dar el salto desde el mar a la montaña para descubrir, pasear y disfrutar de los ambientes más auténticos y puros. Se abre la temporada de subir a la Sierra y al Barrocal y hemos empezado por Querença.

Mercadillo de antigüedades en Castro Marim




Desde hace pocos meses la localidad de Castro Marim se ha sumado a la larga lista de pueblos y ciudades del Algarve que celebran una o varias veces al mes un mercado con antigüedades y artículos de segunda mano. Ahora, el tercer sábado de cada mes, el parque situado junto a la carretera que bordea las salinas hacia Vila Real de Santo António acoge este particular mercadillo de trastos o tesoros, como ustedes prefieran llamar a estas mercancías.

De la playa de Salgados a la cala de Evaristo





El Algarve nos está convirtiendo en aficionados caminantes, ya no hay viaje, ni excursión con amigos que no comience con un largo paseo por estas tierras. Algunas veces seguimos los senderos señalizados y otras, como el poeta, hacemos nuestro propio camino al andar. Así fue en nuestra última ocasión por la costa oeste de Albufeira, dejando nuestra estela junto al mar, desde Salgados a la cala de Evaristo.

Restaurante Praia Grande



Uno de los lujos del Algarve es que siempre, en cualquier época del año, puedes comer mirando al mar en alguna de sus extensas playas o en una pequeña cala entre los acantilados. El lujo se acrecienta si el restaurante en cuestión está escondido y alejado de las rutas más turísticas, si la comida es realmente excelente y si el servicio te ofrece una estancia cordial. La confluencia de todas estas circunstancias derivan en un almuerzo ‘fantástico’, como el que nos brindo nuestro paso por el Restaurante Praia Grande en Albufeira.