525 propuestas de octubre a mayo en el Algarve





Si hay algún motivo por el que quiera que termine el verano es para que empiece el programa 365 Algarve, una iniciativa cultural y turística que se puso en marcha con el objetivo de dinamizar la región en la temporada baja de turismo. La segunda edición aglutina bajo el título 'Un territorio de luz para las artes', 525 propuestas de octubre a mayo en el Algarve, ¿a cuál te apuntas?

La playa de Barra Nova



Carlos, el sobrino de Eloisa, ya tiene su gran aventura del verano y, como él, también nosotros. Una escapada a una de las pocas playas desiertas en el mes de agosto en el Algarve, donde nos divertimos nadando contra corriente, bañándonos en un lago escondido, cogiendo preciosas conchas en una playa desierta,  de la que casi no podemos regresar. Hay días que no se olvidan y para Carlos este va a ser uno de ellos, nuestro viaje a Barra Nova y su particular aventura a lo Orzonwei.

La playa de Vale do Lobo




El que busque lujos en el Algarve, pero lujo con buen gusto, sin estridencias, con discreción, entonces tiene que visitar Vale de Lobo. Una zona de pinares en la que los ingleses desembarcaron hace más de cincuenta años, convirtiéndola en uno de los resorts de vacaciones más exclusivos del continente, al borde de una playa espectacular de alfombra dorada y paredes rojizas.

Eventos en el Algarve. Agosto



Llega uno de los eventos más esperados de todo el verano, los Días Medievales de Castro Marim, una gran fiesta transfronteriza que enlaza con la historia y la identidad de esta coqueta localidad. Continúa esta semana la Festa da Ria en Fuseta, Fatacil en Lagoa y Folkfaro, junto con la Feria de Dulces y Bebidas Regionales, en Faro. Y prepárate para dos grandes fiestas: la de la Espuma en Alcoutim y la Noite Branca en Loulé, otra de las grandes citas del final del verano algarvio.

Pêra y Praia Grande



El Algarve tiene destinos con mayúsculas y con minúsculas. Los primeros son ciudades, playas y parajes que con su fama internacional acaban eclipsando a otros no por ello menos encantadores. Uno de esos lugares desapercibidos para la mayoría es el pueblecito de Pêra y su maravillosa playa, Praia Grande, entre la laguna de Salgados y la playa de Pescadores de Armação de Pêra.

La isla de Farol




Mi hijo ha oído decir a la taquillera de Olhão que vende los billetes de los barcos por la Ría Formosa que la isla más bonita de todas es Farol y ha decidido hacer suyo ese alegato, así que este verano se ha convertido en un asiduo en el ferry que te lleva al punto más meridional del Portugal continental, el cabo de Santa María. El imponente faro que aquí se levanta le da nombre a una de esas playas algarvias de revista, de aguas turquesas, de ambiente bohemio y de buen comer. Es la ‘Isla de los Amores’, como la de Camões; así bautiza este lugar el poema grabado en los azulejos de la fachada de una de sus típicas casitas de pescadores.

Taberna Remexida, algo distinto




La edad acaba determinando las preferencias gastronómicas. Primero, cuando eres más joven, te decantas por lugares económicos; luego te vuelves cosmopolita y quieres conocer y entender de las cocinas del mundo;  después perfilas tu matiz sibarita y sólo valoras por encima de todo el producto; y cuando ya compruebas que el buen producto también está en el mercado, te lanzas a ampliar horizontes probando la cocina creativa. En el momento que ya has pasado por todas estas fases,  ¿qué buscamos en un restaurante? Nosotros una experiencia, algo distinto, donde la comida sea el pretexto para tener una sensación nueva.  Si has llegado a esta fase, entonces tienes que visitar la Taberna Remexida en Castro Marim.